El Ministerio de Economía y Energía concluyó con las capacitaciones a 29 pymes mendocinas que formaron parte de la Escuela de Formación en Agronegocios. Esta acción se concretó a través del Instituto de Desarrollo Rural (IDR), en conjunto con la Dirección de Agricultura de la Provincia y el PROCAL (Proyecto de Asistencia Integral para el Agregado de Valor en Agroalimentos), del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación.

El cierre de las actividades -que demandaron cuatro meses de intenso trabajo- se llevó a cabo en las instalaciones del Mendoza TIC (Tecnologías de Información y Comunicación) Parque Tecnológico de Godoy Cruz, con la participación de todas las pequeñas y medianas empresas vinculadas al sector como también de autoridades de la cartera económica provincial y de Nación.

Consultadas las autoridades del IDR sobre las actividades de empresas participantes, comentaron: “Principalmente se dedican a la producción de alimentos y jugos de uva orgánicos. También contamos con la participación de bodegas, elaboradores de frutas deshidratadas y cerveza artesanal y una empacadora de ajo. Además, se formaron empresarios vinculados a la producción y comercialización de aromáticas, hidromiel, mermeladas de frutas, confituras y cosmética natural.

Esta última jornada de capacitación permitió a los participantes no solo adquirir conocimientos sino además exponer sus producciones con el resto de las pymes para luego recibir el certificado correspondiente y compartir un almuerzo de cierre.

“De esta manera cerraron un nuevo ciclo. Fue un proceso de aprendizaje muy importante y que entendemos generará nuevos y mejores resultados comerciales en cada una de las pymes que formaron parte de esta propuesta. Luego de haber compartido experiencias y proyectos innovadores, el encuentro se dio en medio de un clima de camaradería y emoción por el cierre del ciclo que se puso en marcha en agosto”, agregaron desde el IDR.

Sobre los contenidos, que estuvieron a cargo de técnicos del IDR, de Procal y de Materia Biz, se disertó sobre modelos de negocios en el sector de los agroalimentos, ventas y cómo mejorar el margen de ganancias, negociación y procesos, cómo conocer y gestionar la rentabilidad, capital humano, comercio digital, planificación de empresas perdurables y sesiones de coaching.

“A partir de ahora, la vinculación con el IDR continúa para facilitar y asesorar en cuanto a líneas de financiamiento pertinentes, nuevas capacitaciones y futuras rondas de negocios”, cerraron desde el organismo.

Valentina Navarro Canafoglia, titular de la Dirección de Agricultura, destacó: “Cada uno de los participantes se mostró muy agradecido y emocionado a raíz del fin del ciclo. Fue un grupo humano que se comprometió con el proyecto y eso se vio reflejado en el alto nivel de participación de cada uno. Los contenidos fueron especialmente adaptados a las necesidades de cada pyme con el objetivo de potenciar su desarrollo y crecimiento”.