En el marco de la suspensión de la construcción de Pascua Lama, ordenada por la Corte de Apelaciones de Copiapó a raíz de una denuncia ambiental presentada por una comunidad originaria de Chile, Barrick -el principal productor de oro del planeta- tomó hoy la decisión de aceptar la renuncia de sus máximos directivos en Sudamérica.

“La compañía ya está dando todos los pasos posibles para demostrar sus compromisos, que incluyen la actualización de estudios de ingeniería, elaboración de planes de cumplimiento y el nombramiento de un nuevo equipo gerencial“, señaló la minera canadiense a través de un comunicado. Luego de los recientes cambios en la gerencia en Chile, Barrick anunció ayer que Guillermo Calo, Robert Mayne-Nicholls y Rodrigo Jiménez han presentado sus respectivas renuncias.

“Barrick reafirmó hoy su compromiso de asegurar que Pascua-Lama cumplirá con todos los requerimientos ambientales y regulatorios establecidos en la aprobación ambiental del proyecto. El objetivo prioritario de Pascua-Lama es retomar las actividades de construcción con la aprobación de las autoridades chilenas”, concluye el documento.

]]>