Una de las principales empresas del sector logístico y turístico del país con sede en Mendoza lanzó su servicio para el transporte de frío. Con siete modernas unidades de 14 metros de largo por 2,38 de ancho y unos 25 mil metros cuadrados almacenes de frío en distintos puntos del país, Andesmar busca cubrir las necesidades del transporte de alimentos y productos que necesitan conservar la cadena de frío. La nueva división intentará posicionarse en un mercado muy competitivo, pero que tiene mucho margen para crecer. Desde la empresa propiedad de la familia Badaloni afirman que un atributo que les permitirá lograr este objetivo son las terminales con temperaturas controladas, ubicadas en Jujuy, Salta, Tucumán, Neuquén, Bahía Blanca, Comodoro, Río Gallegos, Rosario, Córdoba, San Juan, San Luis y recientemente en Buenos Aires. Justamente este predio, de 35 mil metros cuadrados, ubicado en el partido de Avellaneda apunta a convertirse, con 10 mil metros cuadrados de almacenes premiun, en un centro logístico neurálgico para la firma, ya que posee cámaras que permiten estibar mercaderías a 9º grados bajo cero. Con este nuevo segmento, que se suman a las divisiones Turismo, Express y Cargas, Andesmar busca consolidarse en el sector logístico refrigerado.

]]>